.

LA EXHIBICIÓN NO SUPONE NINGÚN ARROJO, LA TRANSPARENCIA SÍ.

miércoles, 30 de junio de 2010

Referido

El recuerdo de vivir con la más mortuoria de las melancolías. La estática se pierde y el magnetismo es permanente. Resistencia, apuro, irresolución, la eternidad que nunca deja de ser ajena, enigma, espacios, transcurso, el plazo de la confusión, tantos instantes imprecisos. Un acierto.
Los imanes son atractivos y repulsivos a la vez, la estática es atractiva o repulsiva, ambos producen un efecto a distancia. A ver cuál toca. 
Me dijo que "un trozo de mi esencia actúa entre los efectos catárticos de las emociones concentradas que genera mi mundo". Y lo absorbí.
En verdad, no estoy ocupada. Todo lo que excede es una boludez tal que da risa. Sólo quiero que mi vida se refiera a mí.

MabelBE

martes, 29 de junio de 2010

Experire

Por lo que se ha oído decir (scire), se puede pensar y conduce a explicar. Por lo que se ha "saboreado" alguna vez (sapere), se puede sentir y conduce a comprender. Y por lo que se ha experimentado muchas veces (experire), se puede creer y conduce a aceptar. / Luis Chiozza.

domingo, 13 de junio de 2010

Alevosía

Antes de servir a un ramo las flores acompañaban al sol.
.
Un ramo de flores debe ser sociable.
Cada una de las flores debe ser sociable con sus acompañantes de ramo.  
.
Todas a punto de morir.
.
Antes, atadas a la tierra, jugaban al péndulo con el viento.
Luego, máscaras de un gesto, niñería, perfume, sepelio, la sociedad.


MabelBE

Cielo sobre Berlín

jueves, 10 de junio de 2010

Un espacio caramelo


Vestirse de acontecimiento, promover sonrisas, caminar calles donde el amor dejó tirados sus pétalos. Lo ajeno adentro de lo propio en un rincón. Ser un presente de punto caramelo, pero en condicional indicativo. Un tiempo difícil.

MabelBE 

jueves, 3 de junio de 2010

Ebelina 44

Durante las lluvias suaves
Losquenuncafaltan son un silencioso mundo de rocas
que vibra con el riesgo ajeno.
Un mundo pequeño que nunca toma la sortija.
Copia fiel de millones, pierde sin cesar. Una calesita negra.
Sus giros afásicos me desvalidan, dejo de saber
a qué atenerme y, apenas como puedo,
me convierto en ascuas.
Desesperada de equilibrio, rastreo un cartel reverberante
que exprese algo así como “se encuentra usted con un pie
adentro de una multitud
que suele tornarse violenta”.
Ebelina y el Linyera me ofrecen consejos que no tomo.
El humor me ofrece consejos que no tomo.
.
Entre el descontrol viene una de esas tormentas furiosas a revolver el tiempo, me levanta la mano con un dejo rancio y ahí nomás la muy zángana recomienza esas crueldades a las que estoy acostumbrada: todos los libros se desparraman, ideas e ideas revueltas en el piso. Ebelina decide no inmutarse, se coloca auriculares y escucha negros spirituals.

® Mabel Bellante, 1995

· seguir por mail ·