.

LA EXHIBICIÓN NO SUPONE NINGÚN ARROJO, LA TRANSPARENCIA SÍ.

jueves, 13 de octubre de 2011

Juego 15

No hay intimidad en la inmaculada ligereza de la alegría.
Sólo un grupo de almas en inmixión
que se pliega a dolores de la sensibilidad
y no pasa de rondar.
¿Habrá que intervenir
como un accidente
en el amor?
¿ser el compromiso de la sonrisa?
¿prolongar en un beso la biografía ajena?
.
¿Habrá que escribirse como un libro interminable
lleno de claroscuros? o ventilar los desvanes
y descansar en la luz... 
O dejar de preguntar.

Juegos / MabelBE   
es posible inventar un juego donde nadie gane, Borges· 

domingo, 2 de octubre de 2011

Yante

Expresión de deseo, que por hondo transformo en ridículo
no encuentro otra forma para poder acercarme
no me hablen en adolescente ni desde el resentimiento por favor
busco alguien a quién admirar y amar, amar y admirar
no sé el orden ni me importa
no quiero avergonzarme, de nadie y yo incluida

me gustaría entrar en un espacio común, cómodo, seguro, tranquilo, alegre, blablabla
no me responsabilizo
en realidad me obligo
porque no lo busco
porque en el fondo del alma 
yo tengo un lugar cerrado, cómodo, seguro, tranquilo, alegre y blablabla
voy cuando quiero sentir felicidad

sé que no es la completa, pero tengo miedo de tener que soltar peso
en el salto
es el esfuerzo un monstruo del que me escondo
que haragana, que miedosa, está siendo tarde
en fin, por eso
no al vacío, basta de lo falso, no quiero retrasarme más.

MabelBE

sábado, 1 de octubre de 2011

El curso

Thomas Gladwin (1964) ha escrito un artículo brillante contrastando la forma de navegar de los truqueses con la de los europeos. Indica que el europeo comienza con un plan, un derrotero, que ha marcado en el mapa de acuerdo con principios universales y desarrolla su viaje contrastando la diferencia entre los movimientos y el plan. Su esfuerzo se centra en disminuir la diferencia y permanecer en su derrotero. En caso de contingencias inesperadas, primero reconstruye su plan y luego actúa. El navegante truqués comienza con una meta en lugar de un plan. Parte con ese objetivo y responde en forma ad hoc a las contingencias a medida que se presentan. Utiliza la información del viento, las olas, la marea, la corriente, la fauna, las estrellas, las nubes, el sonido del agua golpeando al borde del navío y timonea de acuerdo con todo. Su esfuerzo se dirige hacia realizar su objetivo en cada momento. Si se le pregunta, puede marcar su objetivo en cada momento, pero no puede describir su curso. (Berreman, 1966, p.347). / Glosario de Carlos von der Becke.

· seguir por mail ·