.

LA EXHIBICIÓN NO SUPONE NINGÚN ARROJO, LA TRANSPARENCIA SÍ.

domingo, 20 de mayo de 2018

Mis manos en canasta

Se vuelve la tarde un borroso
lenguaje de trapo y de ceniza,
su alta jerarquía da a la brisa
una reverencia de ablación,
infinitos escaños para el tedio,
y una canción, de la tarde
de los muertos, todos contentos
que suturan bajo el desconcierto
de su primer cielo casi abierto.
Una película rápida me conjuga
y me veo adelante, entre la ruta
entrando, la casa, el patio, la tortuga
que ya está en mis manos en canasta.
Ahí vamos, en la última energía 
recobrada, ponemos unas flores, 
arreglamos, limpiamos, nos volvemos,
cada cosa y su lugar de desenlace
son de silencio, de sombra que se deshace.

MabelBE
Mas o menos igual

viernes, 30 de marzo de 2018

Me volví

Me volví desorientada
de silencio suave, de piel alumbrada, de adherencia extraña,
de amor a la gorra,
de plaza y canciones que ya no serán.
Me vi en el vértice perpetuado de la esquina,
en el tarro de lata para los fideos en la alacena,
con reflejos del aroma que perdura en el aire,
de esta gente del amanecer,
de mi esperanza ingenua,
de otro ciclo de semillas entre lluvias sin mesura,
de pedazos de cotidianidad entre el desafecto oculto.
En dos manteles, en el pequeño adorno ruso, en cuatro platos
y en el juego de cortinas
que marcó la impaciencia de un tiempo pretendido como azul.
Y para no olvidar,
me envolví en desganos del recuerdo del vacío
que dura hasta el final de cada sahumerio,
y me silencié en un “cómo no hablamos de ésto y lo otro”.
Contemplé con pena el dramático tono 
siempre a punto de tragedia
que no volveré a sufrir.
Busqué el mensaje “estamos bien” en el sueño de la siesta
y me volví, desorientada
de esencia resbaladiza,
de sillones verdes y alfombras pequeñas, 
del líving de otoño
que brama actitudes ciegas de tristeza,
de esta atmósfera de permanente abandono
que me quedó como herencia,
del "ponete una camperita", de libros sin respaldo,
de estas alas sobre un vértigo de poesía sin metáfora
que fijan el fin.


MabelBE
Mas o menos igual

Un espacio resistente

Ser, como el martirio o la orientación, una parte de la propia mentalidad que fluye a través de las palabras. Pero a veces algo que no se ve venir sucede. Entonces, abrirse paso entre la carroña como una roca de ternura desplazándose hacia el alivio.

MabelBE

martes, 6 de marzo de 2018

Conoceré, dejaré, asaltaré


Conoceré todas las formas internas
o dejaré algunas sin abrir, en este
extenso
trayecto sin sorpresas.
Y cuando el tedio parezca ganar
asaltaré al tiempo
con un giro interminable
que finaliza y se renueva y alivia.
Dos cosas haré a continuación, volver a tomar magnesio
y a esperar al amor.
Mejor tres, escribiré un largo libro de poemas
con muchas comas y fuente simple
y esperaré a que no me de miedo leerlo.
Y aprenderé a estar conmigo
con la vivencia 
de tantas soledades de comunicación interna
desconectada
entre el diálogo, informacional, cotidiano
y lo íntimamente desapercibido.
Como cuando desaparece una estrella
dejando un agujero
en el cielo negro.


MabelBE
Mas o menos igual

sábado, 3 de febrero de 2018

Algún dia

Crece el alma con presencia de enero
en segundo plano
sobre este acorralamiento de cansancios
y pintura nueva. Soy espacio
escaso de revivir
que a la vez pasa rápido.
Soy un trámite casi agradable
que vibra en lo hecho más de una vez
y floto, como si mi cabeza fuera
tiempo vertiginoso
que sale a la luz desde 
una querida oscuridad.
Aburrida de extrañar
cargo valijas nuevas
con maravillosas partes de mis muertos
en trabajo de despedida y de parto.
Este enero, que es mucho, terminará
lento como su esencia
algún día
y seguramente inadvertido.
Pasado un tiempo, los recuerdos
se irán, todo
parecerá nada o una película dulce
sobre antes.

MabelBE
Mas o menos igual

Y así


Imaginate acostumbrándote a la indiferencia que congela
momentos tristes de inviernos indefinidos
hechos de navidades en las que nunca quisiste estar
y que el instante en que te das cuenta
vuelve
para regalarte un seguro médico por cada familiar
y que otra vez se va, en sí mismo, olvidando encima tuyo
un vacío nuevo.
Imaginate caminando las lajas rotas del patio de tu vida
entre preguntas
sobre como será un combo simultáneo de comprensión, exculpación y abrazo
o sobre la potencia del no querer
o en qué mierda que todo es tan fugaz.

MabelBE
Mas o menos igual

· seguir por mail ·